Poemas de Michela Lagalla

Boromas (Fragmentos)
                         «At vobis male sit, malae tenebrae
                         orci, quae omnia bella devoratis» [1]
                                                    Catulo
I                                                                                     

una vez leí 
     que 
           a veces
los cuerpos descompuestos
               exhalan
    un olor a violetas
o jazmines
       especialmente
a la intemperie
cuando son
        corrompidos
por el sol


II


 mi mente descompuesta
se desdobla
             fragmentaria
 como un espejo roto
         en el que me reflejo
quedándome todo
el tiempo
         anonadada y
                      perpleja
frente a la oscura
       e informe
         masa
              que soy


III


a los nueve
me precipité en un salto
al vacío húmedo
      a un pozo de arena movediza
   buscando algo
que no fuese la certeza
de que el agua arde
en los pulmones

lo llamé accidente
y desde eso
          ya no busco:
me he limitado a
                perderme
 

IV


crecer
siempre implica
marchitarse
 

V      


a los veinte
        me deshice entre
humo y navajas
         me deshice
 en desesperación
         me deshice
   de tanto poner a prueba
 la fragilidad
          de eso que no sé
                         que soy
 

VI


 certeza:
          morirse es siempre
      más fácil de lo que piensas
                   pero
       más difícil de lo que crees

 

[1] “Malditas seáis, crueles tinieblas infernales: devoráis toda cosa bella.”


Michela Lagalla (1994) cursó estudios de Letras en la Universidad Católica Andrés Bello. Escribe y traduce poesía y prosa del inglés, francés e italiano. Su trabajo ha sido publicado en diversas revistas literarias como Buenos Aires Poetry, Cantera, Digopalabra.txt y Poesía. Actualmente se dedica a la traducción de The Bell Jar, única novela de su autora preferida, Sylvia Plath.

Comentarios

comentarios